Enric Jo, director de la planta productiva de Reig Jofre: "Es imprescindible conseguir que la industria farmacéutica sea no solo eficaz sino también eficiente"

12 diciembre 2018

CHEMICAL NEWS

Enric Jo, doctor en farmacia y director de la planta productiva de Barcelona Reig Jofre, cuenta con más de 20 años de experiencia en la compañía, dedicado a la calidad por el diseño en el desarrollo y producción farmacéutica.

Enric Jo, doctor en farmacia y director de la planta productiva de Barcelona Reig Jofre, cuenta con más de 20 años de experiencia en la compañía, dedicado a la calidad por el diseño en el desarrollo y producción farmacéutica. Enric Jo es licenciado y Doctor en Farmacia, y junto a su trayectoria en Reig Jofre ha desarrollado una intensa labor científica, participando como conferenciante en numerosos congresos nacionales e internacionales, dirigiendo dos congresos internacionales. Además es autor de varias publicaciones científicas y codirector de doctorados industriales. En esta entrevista nos da su perspectiva sobre la marcha de la compañía Reig Jofre, así como su visión sobre el sector.

Reig Jofre es una empresa con una dilatada trayectoria de 90 años en el mercado. ¿Cuáles han sido los principales hitos de su desarrollo en este tiempo?

A finales de la década de los 80 y principios de los 90 la Compañía lanzó una estrategia de negocio basada en la búsqueda de partners que permitieran la expansión y la consolidación; así surgieron los primeros trabajos como CMO y los primeros esfuerzos en I+D. A medidos de los 90 se fue consolidando la adquisición de pequeñas empresas farmacéuticas cuya sostenibilidad estaba comprometida, pero que unidas a Reig podían proporcionar mayor volumen de negocio y nuevos canales de distribución. A finales de los 90 empezó la adquisición de plantas de fabricación de tamaños acordes a las necesidades de capacidad generadas. A finales de la primera década del siglo XXI se produjo la internacionalización de forma sistemática, el posicionamiento en los Países Nórdicos y un salto cualitativo en la profesionalización, en todas las áreas, tanto las internas como las que suponen proyección al exterior. En 2015 entramos en el mercado bursátil y unimos nuestras fuerzas con un nuevo negocio, el de los Complementos Alimenticios, a través de la fusión con Forté Farma.

¿Cuáles son hoy sus principales ámbitos de actividad/negocio?

Tecnologías Farmacéuticas (Inyectables y Antibióticos); Specialty Products (Genéricos). Una dura batalla por la constante y absurda degradación de precios. Consumer Health. No solo curar, sino prevenir.

¿En qué se basa su estrategia para garantizar el crecimiento y la rentabilidad?

Nada fuera de lo común: imaginación y coraje para afrontar nuevos retos unido a la prudencia y el control para valorar su implementación y modularlos cuando convenga.

Ustedes son una empresa de propiedad familiar pero que al mismo tiempo ha sabido globalizar su negocio con presencia en diversos mercados y adquisiciones de compañías ¿Qué les ha aportado este proceso hasta el momento?

Sumar hace ganar, se aprende mucho de cualquier empresa que se une a la organización. El aprendizaje reorienta la estrategia y permite purgar errores.

Disponen de centros de I+D en lugares tan distintos como Barcelona, Toledo, Mónaco y Suecia. ¿Está cada uno de estos centros focalizado en objetivos de investigación distintos?

Obviamente sí. Los objetivos de I+D van asociados a áreas terapéuticas y se cruzan con tecnologías que hemos desarrollado durante muchos años; cada centro se especializa en los temas que domina. No se pierde el tiempo. La investigación es la auténtica razón de ser de la industria farmacéutica, somos plenamente consciente de ello: hay muchas enfermedades que necesitan mayor arsenal terapéutico para tratarse con éxito.

¿Cuáles son hoy en día los mercados más importantes para una farmacéutica? ¿Y cuáles son los más prometedores para la próxima década?

El mundo es el mercado, cada vez las barreras son menores o son más complejas, en este último caso se conoce mejor como salvarlas. La próxima década, nadie lo ignora, verá provenir la demanda de los países con más densidad de población: sea Europa, USA, Japón, China o Rusia; cabe esperar que los países en vías de desarrollo puedan alcanzar niveles económicos que les permitan acceder al mercado global y a la calidad de los medicamentos producidos en Europa.

¿Cuáles son las principales tendencias que van a marcar la evolución del sector farmacéutico más allá de 2020?

El sector farmacéutico, a pesar de ser uno de los que más invierte en I+D en el sector industrial español, ha visto caer su volumen de inversión por la falta de un soporte institucional apropiado y por la degradación de precios; esta situación debe revertirse. El incremento de la longevidad y los principales problemas de salud, asociados con diabetes, enfermedad de Alzheimer, obesidad, cardiopatías, cáncer, etc. reclama urgentemente un nuevo resurgimiento de la investigación. La nueva forma de localizar objetivos ("targets") farmacológicos basada en la biotecnología y la aparición de los biosimilares obligará a volver a los niveles de inversión del pasado, sólo que esta vez, además, la inversión abarcará la "i" pequeña del I+D+i, porque se hace imprescindible conseguir que la industria farmacéutica sea no solo eficaz sino también eficiente.

El desarrollo de la Inteligencia Artificial en combinación con el Big Data va a revolucionar el ámbito de la salud propiciando la consolidación de una medicina cada vez más preventiva. ¿Cómo cree que va a afectar esta revolución al sector farmacéutico?

Nosotros ya estamos en el concepto de la prevención, entramos en 2015. Hay dos perspectivas para la IA y el BD, una es el mejor conocimiento de la salud poblacional, su evolución, sus riesgos y el paradigma de su mejora por la prevención. La otra perspectiva afecta a la eficacia, y me refiero a la eficacia del medicamento como tal y, claro, a su seguridad: la mejora de los procesos productivos y de las estrategias de control van a dar lugar a medicamentos más seguros y eficaces, pero aquí también hay que innovar; en este terreno avanzamos en paralelo con las Agencias (a veces un poco por delante, si se me permite la vanidad); cabe decir que no es fácil.

¿Puede una empresa farmacéutica contribuir de algún modo a la sostenibilidad del sistema de salud en un país como España? Si es así, ¿cómo?

Sinceramente, la industria farmacéutica española lucha por la salud y por sobrevivir (mal asunto). Claro que se puede contribuir a la sostenibilidad, pero no a costa de la ruina. Al final, esa ruina llevaría a la penetración de compañías multinacionales extranjeras que se llevarán parte de la riqueza, a costa de la desaparición del tejido propio nacional. A mí no me cabe la menor duda de la capacidad investigadora, tecnológica e industrial del sector; tampoco creo que el Estado deba financiarlo todo; lo que sí creo es que debe crearse un contexto de diálogo entre la Administración, la Industria y, porqué no decirlo, la Universidad. Vamos, para que me entienda: mejor tratamiento, mejor estado de la salud poblacional y menor gasto sanitario; pero hay que definir el contexto táctico. Si es que nos ponemos de acuerdo en la estrategia.

CHEMICAL NEWS

Entrevista al presidente de Expoquimia, Carles Navarro: "Expoquimia es una oportunidad excepcional para que el sector químico se haga valer y exhiba los avances e innovaciones que aporta"

Leer Más >>

CHEMICAL NEWS

Entrevista Rafael Beaus, Global Consultancy Manager de Azbil Telstar: "En Expoquimia esperamos poder contactar personalmente con muchos de nuestros clientes"

Leer más >>

CHEMICAL NEWS

Batalla final de la aviación contra los microorganismos

Leer más >>